2/9/10

En la ciudad del entuerto de la música ...




Me quedé después de hora para charlar sobre lo que insistí en la plenaria, el PEI, (Plan  Educativo Institucional) que no existe, y fragmenta la organización y el aprendizaje de los alumnos …

Ah, me olvidaba, a todo esto te cuento que a la semana siguiente del post anterior, contamos con un nuevo vicedirector que hace de director. Para esa clase había planificado realizar con los alumnos muestras de mezclas de albañilería sobre distintos tipos de ladrillos, lo difícil estuvo en conseguir el día anterior el mejor precio de gestión , el corraloncito de mi barrio al que siempre acudo me hizo un mini precio por todo concepto de $10.- y gracias a que cae justito mi vecino con una chata, va que lo engancho para trasladar a mi casa tanto los materiales como la bici con la que yo pretendía realizar 4 o 5 vieajes, zafé de esa (todavía les adeudamos una nota de agradecimiento), Para esa mañana conseguí un remise trucho a las 7 de la matina, taxi a esa zona jamás, sabelo, el remisero también estaba cagado, lo calmé y logré llegar así con todos los bártulos a la puerta de la escuela.

Mientras cargaba algunos de los materiales y arengaba a mis alumnos a sacar las manos de los bolsillos y a ayudarme, ingresando ya por la galería, se me viene acercando un profesor para hablarme muy formalmente, los materiales pesaban, sin pensar seguía preocupada en ingresar todo lo que estaba aguardando aún afuera, de paso llevé muchas revistas de arquitectura para la biblioteca, así que mucha bola no le di, cuestión que terminó cargando junto con mis alumnos el paquetón de cosas que había llevado.

Cuando terminamos, me dijo, “soy el nuevo vice director”, uh dije pa adentro. Imaginate además la ropa de fajina que cargaba yo ese día. Me acuerdo y me río sola, qué pedazo de loca! Recuerdo lo que una amiga dice siempre “para una primera impresión hay una sola oportunidad” jua! Por eso nunca me gustaron las entrevistas laborales.

A lo que venía el asunto … lo de la insistencia, porque ahora sí hubo plenaria y logré conocer a casi todos los docentes, e insistir sobre elaborar el PEI, “los chicos no son opas, se dan cuenta que no hay un plan, eso expulsa a cualquiera, me parece” … dije … el equipo directivo nuevo interventor, leyó el acta de intervención y las indicaciones y patapim de todo lo que administrativamente era incorrecto o incompleto en la escuela “y el plan? Estuve mirando todo lo del INET y …”, insistía yo. Surgieron en general varias cosas, la falta de aulas para el año que viene, talleres, herramientas, bancos para dibujo técnico, que el edificio y el terreno es de la primaria, que las computadoras que no hay, que que, etc. (entiendo todo como un plan) “nooooo pará, todo no podemos encarar, démonos tiempo” respondieron los reorganizadores, “bueno … pero esta será su política” les remarqué.

Ahí quedó la plenaria con una distensión general y positiva, eso es bueno.

Cuestión que el otro día recibo el llamado del vice “mirá tenemos hasta el viernes (2 días eh) para presentar proyectos para recursos del INET, ¿vos te podés quedar mañana un rato para verlo con otros docentes? ” – Sí no hay problemas, pero mirá que son muy complejos los formularios y no hay PEI – dije. – Tengo todo acá y lo vemos.

Me quedé, entonces, decía, y nos comprometimos los docentes de departamento técnico (pongámosle así, porque no hay PEI) en planificar para marzo, siempre y cuando contemos con todo que se requiere y no existe hasta hoy por parte de la dirección.

De paso charlamos de la estructura de las materias, le entregué a la directora la estructura de materias de los planes para técnicas (1952) que encontré gracias al INET y a Internet, se lo llevó interesada.

Ajustar eso será un gran quilombón, ya se concursó la titularización de los tres primeros años de las materias de la carrera con un contenido y una estructuración de mierda, debido a la aprobación de las bases de la ley federal por parte del Ministerio de educación de la provincia de Santa Fe.

Dejaron todo tal cual. O sea “técnicas? … las pelotas!”. Ojala, ojala, me equivoque …

Entonces, apareció la música … Mi compañera docente de música es muy joven … y muy miedosa. El primer día que fue a reemplazar , hará cerca de mes y medio, tuvo la mala suerte de conocerme desde el bondi, ya está claro que no soy precisamente una buena carta de presentación … Ese primer día de ella, la calmé un poco, me preguntó a que hora salía yo, si podía acompañarla, etc. Eso era imposible por mucha diferencia horaria.

El miércoles me quedé entonces bastante más tarde … cuando terminamos la reunión, mi compañera musical se asoma y me dice si la podía esperar unos 15 min así nos íbamos juntas, le dije que sí y me tomé unos matungos y seguí rompiendo un poquito los quinotos con temas diversos, mientras habían acercado unas libretas de la AUH para el vice y quedaron ahí en el escritorio para completar.

Cuando mi compañera sale ya de su clase, las ve y pregunta qué es – deben ser las libretas de la AUH – respondo, ya encaminándonos hacia la galería, continúa con un “trabajo, trabajo necesita la gente, no dádivas”.

Ya comenzaba yo a bullir, sostengo la respiración, me calmo y le mando un “sí, hay que dejar que se mueran de hambre”, me mira raro, sigo, “ ¿a vos te parece que este gobierno no hizo nada? Bajó la desocupación a un 10 %, no jodamos, yo estoy de acuerdo en muchas cosas con este gobierno” y reflexionó, supongo que para no chocar tanto, en que sí, y en que es difícil el poder con las presiones que hay, que lo ideal es imposible, etc, etc.

Llegando ya a la parada del bondi, veo que el Tito tiene abierto el bulín, la señora estaba internada y las semanas anteriores les había preguntado a los vecinos para saber cómo andaba porque el bulín mantenía las persianas bajas, así que me mando pa adentro sin pensar empujando la puerta que se traba un poco, mientras “Musical” me preguntaba asustada “qué hacés???” lo veo al Tito con su tranquilidad, hombre muy mayor, tiene un cáncer que lo tiene a mal traer pero la tironea gracias a la edad, me dice que la señora ya salió y que está bien, que salió todo bien, y mientras le expreso mi alegría caigo en que Musical estaba adentro con cara de contenta y la presento como compañera de la escuela, saludó cordial, bien. Me tengo que ir, hoy no tomo el café ni leo el diario, es muy tarde Tito, nos vemos.

Cuando salimos, Musical me pregunta -¿cuánto hace que trabajás en la escuela?- si ya te dije, de mayo, un mes antes que vos - ¿y cómo conocés TANTA GENTE?

El Tito resultó una multitud … hablando, hablando, saludando, y cómo me revienta “la gente” que dice amar más a los perros.

En el trayecto charlamos sobre su dieta.

Lo impactante fue la alegría de Musical al lograr entrar como por arte de magia al bulín del Tito … un sentimiento algo parecido a la libertad??, ojala.